• Vie. Dic 9th, 2022

Mayor protección de Reserva Marina de Galápagos se apalancaría en canje de deuda por unos $ 1.100 millones, asegura Roque Sevilla

Avatar

Porcayomena

Nov 3, 2021

Varias organizaciones ambientales han trabajado desde hace tres años en la propuesta que se hizo oficial por parte del Gobierno en la COP26.

La ampliación de la Reserva Marina de Galápagos, anunciada en la COP26 por el presidente Guillermo Lasso, tendría una arquitectura financiera basada en la recompra de bonos de deuda ecuatoriana por parte de tres grandes entidades internacionales, los cuales serían canjeados por bonos azules. La operación sería de al menos $ 1.100 millones. De esta manera, sería la más grande operación de canje de deuda del Ecuador.

Así lo confirmó Roque Sevilla, presidente del Grupo Futuro, quien es uno de los proponentes del proyecto, que nació como una iniciativa ciudadana y de organismos ambientalistas y que se lo venía trabajando hace tres años. Sevilla recordó que se sumó al trabajo que ya venía haciendo la Universidad San Francisco, con Alex Hearn y Susana Cárdenas a la cabeza, pues él junto con Yolanda Kakabatze fueron nombrados en el gobierno de Lenín Moreno para asesorar en el tema de la protección frente a las amenazas de la flota china.

El proyecto cuenta con el aval de la investigación que hizo Alex Hearn y su equipo de biólogos, que pusieron transmisores a ciertos peces, como tiburones ballena, tiburones martillo, mantarrayas, tortugas verdes, entre otras especies marinas. Este estudio logró determinar que estas especies recorren una cordillera marina que está entre la isla de Cocos (Costa Rica) y el norte de Galápagos. Por lo tanto, es necesario hacer esta ampliación de Reserva para protección de estos animales.

Adicionalmente, se conformó un equipo internacional que trabajó en la fórmula de financiamiento. Esta ya ha sido presentada al ministro Simón Cueva y a sus subsecretarios. De esta manera, confirma que se podrá hacer el canje de deuda más grande de la historia.

Es que Fundación Pew, la Corporación para el Desarrollo de EE. UU. y el Banco Holandés de Desarrollo participarán en este financiamiento. Ellos comprarán $ 1.100 millones de deuda soberana y los canjearán por bonos azules. Estos nuevos bonos tienen mayor plazo y menores tasas que los bonos soberanos. El Gobierno debe continuar con los pagos, pero los recursos van directamente a la protección de la reserva de las islas. Así, la estructura financiera arrojaría unos $ 14 millones anuales para la protección ad infinitum, asegura Sevilla.

El presidente Guillermo Lasso había mencionado el lunes en su rueda de prensa en Glasgow, donde se realiza la COP26, que el país podría llevar a cabo un canje de deuda a efectos de que todos los beneficios se ubiquen en un fideicomiso en el que el único beneficiario sea el Ministerio del Ambiente, Agua y Transición Ecológica, para así“contar con recursos a perpetuidad con un solo objetivo: preservar estas reservas”.

Enfatizó que estos recursos permitirán también atacar problemas de infraestructura básicos en las tres principales islas del archipiélago, como agua potable y alcantarillado. Asimismo, el presidente Lasso informó que mediante la participación de la Fuerza Naval se desplegarán mecanismos de protección para la nueva zona.

Desde que nació la iniciativa de protección de la Reserva, esta ha contado con el apoyo del Grupo Más Galápagos, dirigido por Eliécer Cruz y otro grupo de científicos; Norman Wray, como presidente del Consejo de Gobierno; y el Frente Insular de Galápagos, que apoyó la iniciativa. También ha apoyado el proceso Danna Bertarelli, una millonaria italiana que invierte para la protección de los mares en el mundo. Roque Sevilla recordó que el proyecto fue presentado al Gobierno de Lenín Moreno, pero no hubo acogida. En cambio, en el nuevo Gobierno, el ministro Gustavo Manrique se mostró muy entusiasmado, a tal punto que ha sido presentado ya como una propuesta oficial en la cumbre ambiental.

Entre tanto, Jorge Luis Hidalgo, quien se encuentra en la COP26 como director energético de la Cámara Ecuatoriano Británica y como embajador de la Universidad de Edimburgo, explicó que este viernes la Universidad San Francisco, la Cámara Ecuatoriano Británica y la Universidad de Edimburgo van a firmar un convenio para desarrollar investigaciones en torno a las energías usadas en Galápagos. Explicó que la idea es apoyar y complementar la propuesta del Gobierno ecuatoriano sobre las islas Galápagos. Explicó que Charles Darwin, que estudió en la Universidad de Edimburgo, se enfocó en la evolución de las especies, y que ahora la propuesta es enfocarse en la evolución energética y el cambio climático.

No es la primera vez que Ecuador realiza un canje de deuda por naturaleza. En 1987, Fundación Natura logró el primer canje de deuda por naturaleza, por un monto de $ 10 millones. Los dineros fueron a la protección de las áreas naturales del Ecuador.

Entre 2005 y 2020 se concretó el canje de deuda con España por $ 52 millones (por los rendimientos financieros) de inversión pública para Ecuador para talento humano, fortalecimiento científico, educación básica en la primera etapa, reconstrucción y equipamiento de hospitales que habían sido afectados en el terremoto del 2016 y en las escuelas del milenio. El Programa de Canje de Deuda se inició en marzo del 2005. Entre 2007 y 2011 se ejecutaron 22 proyectos, y entre 2012 y 2016 se invirtió en unidades educativas del milenio, entre otros proyectos.

En 2007, el ahora ex presidente Rafael Correa anunció también una propuesta ambiental que planteaba dejar el petróleo en tierra del ITT. Sin embargo, aunque ya se habían levantado $ 1.600 millones, la propuesta no llegó a buen término, pues Correa rechazó sus condiciones.

Fuente: Diario El Universo

https://www.eluniverso.com/noticias/economia/mayor-proteccion-de-reserva-marina-de-galapagos-se-apalancaria-en-canje-de-deuda-por-unos-1100-millones-asegura-roque-sevilla-nota/?modulo=destacadas-uno&plantilla=home

Deja una respuesta

Your email address will not be published.