• Mié. Dic 7th, 2022

El Drone, una herramienta de investigación efectiva y mínimamente invasiva, ayuda a mapear especies de plantas invasoras en Galápagos.

Avatar

Porcayomena

Oct 22, 2021

Mariana Camacho, estudiante de maestría en la Pontificia Universidad Javeriana (Colombia) e investigadora de la Escuela Superior Politécnica del Chimborazo, visitó recientemente San Cristóbal, Galápagos junto con el investigador del Centro de Ciencias de Galápagos, Gonzalo Rivas para estudiar el comportamiento de una de las especies de plantas más invasoras en el mundo. Todo esto es parte de su proyecto de investigación titulado “¿Cuán exóticas son las especies exóticas? Análisis ecológico de redes de artrópodos asociados con semillas de leguminosas exóticas y nativas en Galápagos ”.

Leucaena leucocephala es una especie que, por su gran adaptabilidad, se considera altamente invasora. Actualmente, existen registros de la presencia de esta especie en las 4 islas pobladas de Galápagos. Sin embargo, actualmente se desconoce su distribución exacta.

Leucaena leucocephala

Para estudiar esto, Camacho y Rivas utilizan drones para mapear esta planta en áreas urbanas, rurales y protegidas. Esto significa capturar imágenes de drones desde la costa de Puerto Baquerizo Moreno hasta El Progreso, ubicado a 7 kilómetros de la costa y con un clima más lluvioso y frío.

Si bien el objetivo principal de esta investigación es mapear la presencia y ausencia de Leucaena leucocephala antes de que sea considerada una plaga, Camacho también busca conocer la percepción y uso que las personas tienen de esta especie. Esto significa comprender mejor cómo esta planta interactúa con otras especies de insectos y plantas nativas, y para ello se están realizando encuestas en la comunidad.

Gonzalo Rivas, Daniela Forero y Mariana Camacho se preparan para volar el dron en el altiplano de San Cristóbal

Leucaena leucocephala es considerada una de las especies más invasoras del mundo porque su semilla es fácil de dispersar y el viento, aves, insectos e incluso humanos ayudan en este proceso”, dice Camacho.

Según Rivas, el uso de drones en esta investigación ha permitido una visión más amplia y realista del espacio que está ocupando esta planta y la velocidad a la que se propaga.

Además, se preparará un mapa predictivo que brindará a las autoridades locales un escenario claro sobre el cual orientar el control y eliminación de especies invasoras que representan un peligro para la conservación de las Islas Galápagos.

Este trabajo se realiza bajo el permiso de investigación PC 41-21 tramitado por la Fundación Charles Darwin y con el acompañamiento de Gonzalo Rivas, investigador y profesor del Centro de Ciencias Galápagos. Este proyecto ejemplifica cómo la colaboración interinstitucional fortalece la ciencia y la conservación.

Mariana Camacho captura el dron tras cartografiar la zona

Fuente: Galápagos Science Center

Deja una respuesta

Your email address will not be published.